BATIDO POST-ENTRENAMIENTO

Recetas

 

 

Ingredientes

2 tazas de agua de coco

1 taza de espinacas

1 plátano

2 rodajas de piña

2 o 3 dátiles

1 trozo de jengibre (kion)

1 cucharadita de 

espirulina en polvo

 

¡LICUAR TODOS 

LOS INGREDIENTES, 

SERVIR FRÍO 

Y DISFRUTAR!

 

 

Beneficios de los ingredientes:

Todos estos ingredientes tienen grandes beneficios, pero aquí señalaremos los que están relacionados con el entrenamiento físico.

 

 

Agua de coco. Contiene un 94% de agua, ideal para la hidratarse después de hacer ejercicio. Además, contiene potasio, magnesio, sodio, calcio y fósforo, 5 electrolitos imprescindibles para recuperarse después de una sesión de entrenamiento.

 

Espinacas. Entre sus muchos componentes y beneficios, contiene CO-Q10, un antioxidante que juega un papel importante en el fortalecimiento de los músculos, especialmente los músculos del corazón que bombean de forma continua la sangre que se dirige a todo el cuerpo.

 

Plátano. Es el combustible de un deportista por excelencia. Es un snack cómodo, portátil y fácil de consumir; tiene un alto contenido de potasio, un electrolito importante que se pierde durante la transpiración. Restituye la energía en el organismo porque mantiene los niveles de hidratación y el balance de minerales en los músculos.

 

Piña. Su composición de agua es de aproximadamente entre el 85 y 87%, lo cual la convierte en una excelente fuente de hidratación. Es rica en manganeso que ayuda a fortalecer los huesos. Es diurética, es decir, evita la retención de líquidos y ayuda a eliminar las toxinas. Tiene un alto contenido de minerales como potasio y magnesio que ayudan a evitar los calambres musculares después de un entrenamiento. Por si fuera poco, posee una sustancia llamada bromelina, que disminuye el dolor y la inflamación de los tejidos, acelerando la curación de las heridas.

 

Dátiles. Suministran energía de manera inmediata, por lo cual son muy buenos para los deportistas. Contienen calorías, hidratos de carbono y proteínas, pero nada de grasa. Su contenido de azúcar es generalmente glucosa, fructosa y trazas de sacarosa y maltosa. Los dátiles contienen más potasio que cualquier otra fruta. El potasio ayuda a equilibrar el pH (grado de acidez) del cuerpo, a mantener el equilibrio líquido intercelular, y regula el azúcar en la sangre. Los dátiles también proporcionan saciedad a quien los consume, por lo que son grandes aliados para controlar los antojos de comer dulces, y esto se debe a su gran contenido de fibra que nos mantiene llenos por mucho tiempo.

 

Jengibre (kion). Alivia el dolor muscular gracias a que contiene una sustancia llama gingerol, componente que ayuda a reducir el tejido inflamado que causa rigidez, dolores articulares y musculares. Por otro lado, comer después del ejercicio es un factor crítico para la recuperación muscular, y el jengibre es un conocido remedio para las personas inapetentes. Una infusión de jengibre luego del entrenamiento ayuda a recuperar el apetito.

 

Espirulina. Es un alga compuesta de una gran variedad de proteínas, aproximadamente un 65% de las cuales son mucho más digeribles que las que contienen la carne, por lo que al ingerirla, las digestiones son menos pesadas. Ayuda a tener más energía, vitalidad y resistencia en los entrenamientos, y tiene propiedades desintoxicantes. Contiene altos niveles de hierro que ayudan a evitar el cansancio y a mejorar el rendimiento deportivo. Acelera el proceso de recuperación luego de un entrenamiento porque aumenta la cantidad de vitaminas y minerales en el organismo.

Califícalo

/ 5
Compártelo

Compártelo