33 REGLAS DE ORO

Cuerpo

 

 

 

Nadie quiere enfermarse, por lo tanto, debemos tomar las medidas preventivas para evitarlo, aunque también es importante recordar que según la medicina naturista, las enfermedades pasajeras como gripes o diarreas nos pueden ayudar a desintoxicar el organismo mediante la expulsión de agentes dañinos. Pero para evitar enfermedades mayores o el riesgo adquirir enfermedades contagiosas, a continuación les ofrecemos 33 reglas que los ayudarán a preservar su salud.

 

 

1

Control de las emociones. La forma de reaccionar ante los problemas de la vida tiene mucho que ver con las enfermedades. Si aprendemos a controlar nuestras emociones y vivimos en paz y armonía con nuestro entorno, tendremos menos posibilidades de padecerlas.

 

 

2

Ingerir alimentos alcalinos. Todas las enfermedades se desarrollan en medios ácidos (los alimentos ácidos incluyen: azúcar, carnes, pescado, aves, huevos, algunos cereales y legumbres). Para evitar la acidez, se sugiere ingerir alimentos alcalinos entre los cuales tenemos: todos los cítricos, la mayoría de las frutas, verduras, hortalizas, especias, hierbas y condimentos, semillas y frutos secos.

 

 

3

Lavarse bien las manos. Si hemos tocado un lugar donde se alojó una bacteria o un virus, lo eliminaremos fácilmente con un buen lavado de manos y uñas. Recordemos que sin percatarnos, muchas veces nos tocamos la cara, la nariz o los ojos, y por esas vías pueden ingresar los gérmenes. Se recomienda lavarse bien las manos antes y después de ir al baño, antes de preparar y de comer alimentos, antes y después de cambiar pañales, después de sonarse la nariz, de estornudar o toser, después de cuidar a una persona enferma, luego de jugar con un animal, y por supuesto, es lo primero que hay que hacer luego de regresar de la calle.

 

 

4

Mantener el hogar bien ventilado. Es necesario airear la casa todas las mañanas, así todos los miembros del hogar respirarán aire puro y será más difícil que los virus se reciclen dentro del hogar.

 

 

5

Evitar el azúcar. Dentro de lo posible, se debe evitar ingerir dulces y todo producto que contenga azúcar procesada porque impide que los glóbulos blancos ataquen a las bacterias y los virus que dañan el organismo.

 

 

6

No compartir objetos de uso personal. Como cepillos de dientes, cubiertos, peines, etc.

 

 

7

Mantener limpios y desinfectados los lugares clave del entorno. Los baños, la cocina, el control remoto, muebles y juguetes. Además, es muy importante limpiar y desinfectar con mucho cuidado las manchas de sangre o de cualquier fluido corporal.

 

 

8

Cambiar de sábanas con regularidad. Por lo menos una vez a la semana para evitar la proliferación de ácaros que son los causantes de la mayoría de alergias.

 

 

9

Bañarse todos los días. Evita la proliferación de virus y bacterias, estimula el sistema inmunitario y nos brinda una sensación de frescura y energía.

 

 

10

Mantener un estado de ánimo optimista. Como se sabe, el estrés y la depresión bajan nuestras defensas, y cuando esto sucede, estamos más propensos a contraer enfermedades.

 

 

11

Pasear al aire libre. Realizar paseos lo más frecuentemente posible nos ayuda a expandir los pulmones, respirar aire puro, y a mantener un sistema respiratorio saludable.

 

 

12

Cubrirse la boca y la nariz al toser. Si tosen, cúbranse la boca y la nariz con el brazo, si es con las manos, deben un pañuelo porque de lo contrario se corre el riego de propagar los virus.

 

 

13

Tomar vacaciones. Como mencionamos antes, el estrés da cabida a muchas enfermedades, así que evitemos sobrecargarnos de tareas laborales y hagamos un descanso por lo menos una vez al año para reponer energías y cuidar nuestra salud.

 

 

14

Consumir probióticos. Estas bacterias amigables nos ayudan a descomponer los alimentos y a prevenir enfermedades que pueden transmitir algunos alimentos que se descomponen antes de que el cuerpo los absorba. Muchos estudios afirman que los suplementos de probióticos ayudan a prevenir los resfriados, pero es mejor consumirlos mediante los alimentos que ingerirlos en pastillas.

 

 

15

Lavar y cocinar bien los alimentos. Para evitar la propagación de parásitos, virus y bacterias.

 

 

16

Consumir frutas y verduras diariamente. Por lo menos de 4 a 5 porciones diarias.

 

 

17

Mantenerse bien hidratados. Preferir el agua a cualquier otra bebida. La hidratación es sumamente importante para limpiar nuestro cuerpo. Se sugiere tomar dos litros de agua al día.

 

 

18

Ayunar. Lo ideal es hacer un día de ayuno a la semana, pero si les resulta muy difícil, se recomienda realizar esta limpieza interna por lo menos una vez al mes.

 

 

19

Comer productos integrales. Los alimentos procesados y refinados tienen aditivos, colorantes, y han perdido gran parte de su valor nutritivo. Los integrales conservan todos sus nutrientes.

 

 

20

Aumentar el consumo de cítricos. Por su gran aporte de vitamina C, aumentan la respuesta del sistema inmunitario.

 

 

21

Hacer ejercicio. Sin movimiento la vida se va apagando. Se recomienda ejercitarse, pero siempre con moderación; recordemos que todo exceso no es saludable.

 

 

22

Evitar las bebidas alcohólicas. Ya que causan mucho malestar al organismo, entre las más graves, la cirrosis hepática.

 

 

23

No fumar. Todos saben que el cigarrillo es muy dañino para la salud.

 

 

24

Practicar algún tipo de relajación y/o actividad espiritual. Para evitar el estrés, sentirnos armonizados y tener la capacidad de recuperarnos ante cualquier adversidad.

 

 

25

Tomar una siesta luego de almorzar. Luego de dormir una siesta, sentirán un segundo despertar y aumentará su vitalidad. Con solo 30 minutos de sueño o simplemente de relajación, tendrán la energía necesaria para terminar el día.

 

 

26

Evitar comer en lugares ambulantes o insalubres. Esto nos ahorrará muchos problemas estomacales.

 

 

27

Jamás auto-medicarse. Los medicamentos son muy delicados, solo hay que tomarlos bajo prescripción médica y de la manera en la que nos indica el doctor.

 

 

28

Evitar las áreas donde proliferan los mosquitos. Y si no es posible, usar repelentes naturales para evitar picaduras que pueden transmitir una serie de enfermedades.

 

 

29

Evitar el sexo inseguro. Tratar de mantener una relación estable con una sola persona. Por otro lado, siempre es recomendable usar preservativos.

 

 

30

Prevenir la descalcificación de los huesos. Ejercitarse, consumir magnesio, calcio, lecitina de soya y tomar baños de mar y de sol.

 

 

31

Evitar los excesos en todo sentido. Tanto si se trata de comer, beber, ejercitarse, divertirse o dormir, todo exceso es dañino para la salud.

 

 

32

Acudir al dentista. Por lo menos una vez al año para una revisión y una limpieza dental. Hay que tener en cuenta que las enfermedades bucales no solo se limitan a esa zona, también pueden extenderse a diversos órganos.

 

 

33

Descansar adecuadamente. Si se encuentran enfermos tómense el tiempo necesario para recuperarse. El cuerpo necesita un periodo para reponerse: descansen, duerman, y dejen que su propio organismo resuelva el problema. Si no notan mejoría o, si en el peor de los casos la situación se agrava, acudan de inmediato a su médico de confianza.

Califícalo

/ 3
Compártelo

Compártelo