POSIBLES BENEFICIOS DEL CANNABIS MEDICINAL EN PACIENTES ONCOLÓGICOS

Cuerpo

 

Lima, enero 2020

La Organización Mundial de Salud (OMS) señala que el cáncer es la segunda causa de mortalidad a nivel global, y fue responsable de aproximadamente 9.6 millones de muertes en 20181; mientras que, en Perú, la Liga Contra el Cáncer, indica que las enfermedades cancerígenas son el principal motivo de defunción, al causar el 20% de las muertes por enfermedad en el país.2.

 

La Dra. María Fernanda Arboleda, directora internacional de servicios médicos de Khiron Life Sciences Corp explica que, si bien el tratamiento convencional en algunos casos controla la progresión de la enfermedad, también produce efectos secundarios que afectan la calidad de vida relacionada con la salud de los pacientes. “La experiencia clínica proveniente de países donde se ha regulado el uso de cannabinoides, y el creciente desarrollo en investigación clínica sobre los potenciales beneficios del cannabis medicinal, han apoyado su incorporación como tratamiento complementario a la terapia tradicional de los pacientes con cáncer”, agrega.

 

De acuerdo con el estudio “Farmacogenomía de reacciones adversas graves de drogas en oncología pediátrica” (2014), el 40% de pacientes oncológicos padecen síntomas asociados a sus terapias3. En ese sentido, la especialista explica que el uso de algunos derivados de la planta como el delta-9-tetrahidrocannabinol (THC) y el cannabidiol (CBD), pueden complementar al tratamiento convencional y mejorar el control de síntomas secundarios a la quimioterapia, radioterapia, cirugía, entre otros.

 

Debido a esto, la especialista en medicina del dolor y cuidados paliativos, y experta en cannabis medicinal, detalla los beneficios de la planta, respaldados por la evidencia científica:4

 

1. Disminución del dolor oncológico. Un estudio realizado en pacientes con dolencias relacionadas al cáncer, que no mostraron mejoría con medicinas convencionales, demostró la eficacia del extracto natural de los dos principales componentes activos del cannabis medicinal que actúan de manera conjunta (THC y CBD) para el alivio del dolor, en aquellos que se encontraban en etapa avanzada5.

 

2. Reducción de náuseas y vómitos. La quimioterapia, uno de los principales tratamientos para enfermedades oncológicas, tiene efectos adversos en el sistema digestivo, tales como náuseas e incluso vómitos. Las personas con dichos síntomas pueden verse beneficiadas con el uso de cannabinoides como el THC, pues permite reducirlos en gran medida, sobre todo quienes han tenido tratamientos por periodos prolongados6.

 

3. Estimulación del apetito. Otro de los problemas originados por el cáncer y algunos de sus tratamientos, es la pérdida del apetito o anorexia, lo que trae consecuencias como disminución de peso, fatiga y desnutrición que, a su vez, empeoran el cuadro de salud de la persona. Los pacientes con cáncer avanzado que se evaluaron en diferentes investigaciones en las cuales se administraron análogos sintéticos del THC, afirmaron que, si bien no aumentaron de peso, sintieron una mejora en la sensación del gusto y sabor de la comida, lo cual incrementó tanto su apetito como su capacidad para ingerir alimentos7.

 

4. Reducción del estrés asociado a enfermedades crónicas. El diagnótico y la progresión del cáncer, así como algunos de sus tratamientos, ocasionan alteraciones como ansiedad y estrés, lo cual puede producir dificultad para dormir o insomnio. Estudios demuestran la eficacia del cannabis medicinal en personas que tenían este problema, ya que, además de ayudarlos a conciliar el sueño, dejaron de consumir otros fármacos para el mismo fin.

 

La doctora resaltó la importancia de la correcta prescripción y administración de medicamentos a base de cannabis a pacientes con cáncer, por parte de médicos especialistas formalmente entrenados, pues, de lo contrario no se conseguirán los efectos deseados y podría ponerse en peligro la salud de los pacientes. “Se debe garantizar que el origen y las condiciones de la planta sean óptimas y cumplan con estándares de calidad y respaldo sanitario, para asegurar la eficacia del tratamiento y el bienestar de las personas”, finalizó.

 

 

NOTA EDITORIAL: Agradecemos a la Dra. María Fernanda Arboleda directora internacional de servicios médicos de Life Sciences Corp y a la empresa Burson Cohn & Wolfe por compartir con nuestros lectores esta importante información.

 

 

 

________________________

1 Li L, Severens JLH, Mandrik O. Disutility associated with cancer screening programs: A systematic review. PLoS ONE. 2019;14(7):0220148.

2 Liga Contra el Cáncer (2018) “Análisis de la situación actual del cáncer en el Perú". Obtenido de: https://www.ligacancer.org.pe/liga/pdf/LCC_Informe_AnálisisdelaSituacióndelCáncerEnElPeru2019_DMCC.pdf

3 University of British Columbia (2014) “Pharmacogenomics of serious adverse drug reactions in pediatric oncology”. Obtenido de: https://www.jptcp.com/index.php/jptcp/article/view/497

4 Cyr C, Arboleda MF, Aggarwal SK, et al. Cannabis in palliative care: current challenges and practical recommendations. Ann Palliat Med 2018; 7(4): 463-77-Libro

5 Severn Hospice (2010) “Multicenter, double-blind, randomized, placebo-controlled, parallel-group study of the efficacy, safety, and tolerability of THC:CBD extract and THC extract in patients with intractable cancer-related pain. Obtenido de: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19896326

Califícalo

/ 0
Compártelo

Compártelo