EL GORILA KOKO Y EL PODER DE LA COMUNICACIÓN

ECO

 

 

En este artículo les presentamos a Koko, un gorila peculiar que ha aprendido a comunicarse con los seres humanos por medio de señas y gestos.

 

Conozcamos a Koko….

 

La primera palabra

De acuerdo a la cuidadora y entrenadora de Koko, Francine Patterson, la primera palabra del gorila fue “reina” para describirse a sí mismo. Esto se debe a que Koko es un gorila hembra.

 

Pero antes de que esto sucediera, se estima que Koko ya era capaz de reconocer los patrones de lenguaje por medio de gestos y señas. Esta capacidad de comunicación la adquirió durante sus primeros años de vida, lo que demuestra un entendimiento impresionante del lenguaje.

 

Una de sus señas favoritas, de acuerdo a Francine, es el movimiento diagonal de su pata a través del pecho. Esto era una forma de señalar realeza, y por ello utilizó la palabra “reina” para describirse.

 

El camino del aprendizaje

Al principio, no todo fue sencillo con Koko. Patterson empezó a enseñarle diferentes formas de lenguaje que el gorila comprendía sin dificultad.

 

Enseñarle el lenguaje de señas y de mensajes no era complicado. Lo difícil era producir una conversación fluida entre ambas. Desde el inicio de su aprendizaje, el mayor desafío para Koko ha sido poder generar respuestas en base a todo lo asimilado.

 

Desde su inicio en el lenguaje hasta la actualidad, Koko ha llegado a aprender más de 1000 palabras en el lenguaje americano de señas. Este nivel de vocabulario se puede comparar con el de un infante humano de tres años.

 

 

El concepto de los símbolos

Para Patterson, el éxito que logró Koko al aprender el lenguaje de señas se debe a un proceso de generalización. Esto quiere decir que el gorila era capaz de entender una palabra y sus sinónimos, al compararla con un concepto específico. Koko podía entender todo sobre la palabra “comida” y sus similares debido a la idea general que tenía de esta al recibir alimento.

 

Este tipo de habilidad se debe también a una gran memoria. La capacidad de Koko para asociar símbolos con actos e ideas demuestra un elevado nivel cognitivo y un agudo desarrollo mental.

 

 

El misterio de las señas

Una de las incógnitas que Patterson y otros especialistas en comportamiento animal aún intentan descubrir es cómo logró Koko aprender las primeras señas de lenguaje por su cuenta a tan corta edad.

 

Aún se debate si esto se debe a la capacidad mental de Koko, o si es un patrón que la mayoría de gorilas desarrollan para comunicarse entre ellos. Por lo que se sabe hasta ahora, los gorilas realizan gesticulaciones y sonidos que son parte de un amplio y complejo sistema de comunicación.

 

 

Temas de conversación

Los temas de conversación de Koko son variados. Pero uno de los temas más destacados que ha alcanzado a discutir es el de la muerte.

 

Patterson contó en una entrevista a la revista The Atlantic que en una ocasión uno de los cuidadores le enseñó una calavera a Koko y le preguntó si estaba viva o muerta. Koko respondió de inmediato con señas que significaban muerte e inmovilidad.

 

Una vez que el cuidador le preguntó: “¿A dónde van los animales cuando mueren?”, Koko respondió algo parecido a lo siguiente: “A un pequeño agujero bajo la tierra”.

 

Es indudable que las respuestas del gorila muestran un entendimiento de temas cotidianos como el de las comidas y de preocupaciones mayores como la muerte. Por esta razón, Koko ha ampliado su rango de conversación a través de los años.

 

 

La percepción de Koko

Las muchas caminatas que realiza Koko a diario por el zoológico que la acoge le han presentado un panorama cambiante de escenas y personalidades.

 

Una de las escenas que más impactó en Koko fue la de un ave muerta que estaba abandonada en el camino. La fuerte percepción de Koko sin duda la llevó a asociar la falta de movimiento con la palabra inmovilidad. Y, por medio de esta última, empezó también a entender la muerte.

 

Además, Koko ha sido capaz de comprender a los seres humanos. No hace mucho el gorila envió un mensaje a la humanidad. A través de sus gestos y señas, Koko denominó a la raza humana como “estúpida” por sus conductas hacia el medio ambiente.

 

 

El lenguaje de señas

Es importante destacar que el aprendizaje de Koko fue posible debido a un generoso y eficiente ambiente que existe en el zoológico donde reside.

 

Sin la tranquilidad de su hogar adoptivo, Koko habría tenido otras preocupaciones que la habrían alejado de su desarrollo mental y lingüístico.

 

Finalmente, les dejamos una breve lista donde explicamos algunas de las señas que utiliza Koko para comunicarse:

 

- Identidad: Koko se da golpes en el pecho para identificarse como un gorila.

 

- Amor: el sentimiento de amor se expresa con ambos brazos cruzados sobre el pecho.

 

- Preguntas: cuando desea saber algo, el lenguaje de señas nos pide alzar los brazos al aire y colocar las manos en posición de pedir algo.

 

- Hambre: tocarse el estómago es una de las primeras señas que aprendió Koko para expresar hambre.

 

- Visita: la señal que Koko utiliza para requerir compañía es alzar ambos brazos y tocar con las manos los hombros del lado correspondiente.

Califícalo

/ 0
Compártelo

Compártelo