¿SON SEGUROS LOS ALIMENTOS QUE LE DAS A TU MASCOTA?

ECO
Dra. Pamela Pallete Herrera
Médico Veterinaria
C.M.V.P. 9603
PERÚ

 

 

Atrás quedaron los tiempos en que los perros de la casa solo comían huesos, camote y lo que sobraba de nuestra comida. Desde hace más o menos 15 años se fue instaurando en nuestros hogares la práctica de invertir en un alimento especialmente preparado y pensado para nuestras mascotas desarrollado con insumos específicos para sus requerimientos nutricionales; estos alimentos se han ido perfeccionando ante las exigencias del consumidor ya que los encontramos en gran diversidad según edad, tamaño, raza, color, pelaje, o en función de si padecen afecciones renales, hepáticas, entre otros.

 

Como en todo producto hay algunas opciones de mejor calidad que otras y debemos desconfiar un poco de los que son demasiado baratos ya que eso significa que también usan subproductos de muy baja calidad (casi siempre preparados en lugares de escasa salubridad). Sin embargo, también hace pocos años resurgió la idea de volver a lo básico y darles alimento crudo empaquetado a nuestras mascotas, así como dietas a base de quinua, vegetales, frutos secos, huevos, etc. Esta última tendencia tiene sus detractores ya que el consumo de carnes crudas trae consigo un alto riesgo de contraer enfermedades y/o parásitos que normalmente se eliminan mediante la cocción.

 

Sin embargo, para los que optamos por el término medio y dar una dieta balanceada a nuestras mascotas (conocidas como bolitas o croquetas) y de vez en cuando un 'premio' como camote, sopita, fruta, entre otros; hay que tener en cuenta que muchos de estos alimentos que parecen inofensivos pueden ser muy perjudiciales. Por ejemplo: el queso o la mantequilla tienen altos niveles de grasa que pueden generan alteraciones hepáticas y hasta nerviosas si las mascotas las consumen en cantidades excesivas, o cantidades menores si el animal es pequeño o presenta alguna afección de la cual no estamos al tanto. Por otro lado, alimentos como la cebolla, palta, aceitunas, maní, tomate en exceso, tienen componentes que pueden resultar muy naturales para nosotros pero pueden ser tóxicos para las mascotas. Las golosinas como el chocolate que contiene una sustancia llamada teobromina afecta directamente al sistema nervioso y puede causar convulsiones por intoxicación y hasta la muerte.

 

Es importante mantenernos siempre informarnos, no solo en Google, sino específicamente con un veterinario, sobre los beneficios o riesgos de la alimentación que le estamos brindando a los animalitos de la casa, ya que solo un profesional especializado puede evaluar el estado de salud actual y recomendar la mejor opción para el buen desarrollo y bienestar de sus engreídos.

Califícalo

/ 5
Compártelo

Compártelo