FENG SHUI

Mente

 

 

Muchas veces, la rutina y el estrés hacen que la pasión por nuestra pareja disminuya, lo que puede acarrear problemas en nuestra relación. Aquí encontrarán algunos consejos según el Feng Shui para rescatar el romance y la pasión.

 

 

La energía vital o “Chi” es la esencia que nutre nuestra vida y la del Universo. Para recrear la pasión que una vez sintieron como pareja, traten de absorber más energía Chi del norte y del oeste.

 

El norte se relaciona con la noche y el invierno: un buen momento para hacer el amor y concebir. Esta orientación también está asociada con el elemento agua. La energía Chi del agua promueve una fuerza poderosa que los ayudará a recuperar los sentimientos más profundos y fundamentales del deseo sexual mutuo. La energía Chi del oeste se relaciona con el fin del día y la puesta del sol, que es un momento tradicionalmente unido al romanticismo. Una vez que hayan aumentado su exposición al Chi del norte y del oeste, les será más fácil usar las ayudas sexuales convencionales para reavivar este aspecto de su relación.

 

Para exponerse a más energía Chi del norte, decoren el dormitorio con muchos elementos color crema. En la cama, coloquen sábanas y edredones cremas y tapicen la cabecera con muselina (tela fina y transparente) u organdí (tejido transparente de algodón) de este color. También pueden poner orquídeas o lirios cremas en un florero de vidrio en la parte norte del dormitorio.

 

Si les gusta el sonido del agua que corre, coloquen una fuente pequeña u otro elemento con agua en movimiento en el este o sudeste de su dormitorio. Esto los ayudará a incrementar la energía Chi de su habitación, impulsándolos a ser más activos. Para estimular la energía Chi del norte en su interior, hagan la prueba de dormir en la parte norte de la casa con las cabezas hacia la orientación norte.

 

Para aumentar la energía Chi romántica del oeste en su dormitorio, coloquen un arreglo floral rojo o rosa en el oeste de la habitación. También es útil usar ropa de color rojo o rosa.

 

Si desean crear una atmósfera más apasionada, coloquen objetos púrpura, como flores o velas, en la parte sur del dormitorio. Una vela encendida en el sur hará surgir más de esta energía apasionada. Incluso las fotografías, las pinturas y las esculturas que evocan lo sensual aumentan el deseo sexual, por ello, prueben poner algunas en su casa.

 

 

 

Califícalo

/ 0
Compártelo

Compártelo