CARDAMOMO, AROMÁTICO MILENARIO

Nutrición

 

Dr. José Luis Pérez-Albela

Médico cirujano

Médico naturista

PERÚ

 

Además de aromático tiene propiedades digestivas

 

Esta especie milenaria emparentada con el jengibre y de innumerables beneficios para la salud, sigue siendo en la actualidad una gran desconocida en la mayoría de las cocinas peruanas. 

 

Es originaria de la India, principal país productor y consumidor puesto que casi todo el cultivo es absorbido por la demanda interna. Su reputación le precede pues es considerada desde la antigüedad como una de las especies más refinadas del mundo.

 

Propiedades medicinales

Las semillas de cardamomo ya se utilizaban hace más de 2000 años para tratar los trastornos digestivos (se ha observado que esta planta aumenta la actividad de la tripsina, una enzima que colabora en el proceso digestivo, concretamente en la digestión de los alimentos ricos en proteínas al estimular su actividad, favoreciendo una mejor digestión de estos alimentos en el estómago); flatulencia (contiene entre sus aceites esenciales el Cineol, un componente con propiedades hepatotónicas 

y protectoras del estómago), digestiones pesadas, cólicos (posee propiedades carminativas). Sus componentes activos son varios, encontrándose entre sus aceites esenciales el camfor, con acción carminativa.

 

Los antiguos egipcios masticaban estas semillas para limpiar y blanquear sus dientes, una costumbre que además ayuda a combatir la halitosis. Para tratar el dolor crónico abdominal o la inapetencia, se recomienda tomar una infusión hecha con una cucharadita de cardamomo molido dos veces al día; y si lo que buscamos es un reconstituyente para los meses de más frío, podemos añadir unos granos de cardamomo a una taza de té caliente.

 

24/09/2020

 

Califícalo

/ 0
Compártelo

Compártelo